Protestan trabajadores en Grecia contra recortes

Empleados del transporte estatal paralizaron de nuevo este lunes los servicios de ómnibus, tranvía, trenes y el subterráneo en rechazo a la proyectada reducción de puestos de trabajo y de salarios. Otros sectores también se sumaron

Autor:

Juventud Rebelde

Atenas, oct 10.— La capital griega continuó hoy como epicentro de las protestas de los trabajadores del sector público que rechazan las impopulares medidas de recortes laborales, impuestas por el gobierno como garantía de los créditos externos.

Empleados del transporte estatal paralizaron de nuevo este lunes los servicios de ómnibus, tranvía, trenes y el subterráneo en rechazo a la proyectada reducción de puestos de trabajo y de salarios, anunciado por el primer ministro, George Papandreu, como parte de su política de austeridad.

Papandreu pactó con la denominada Troika (Unión Europea, FMI y Banco Central), un duro programa de recortes del gasto público para poder acceder al sexto tramo del rescate, valorado en ocho mil millones de euros, y a otros préstamos prometidos para evitar la bancarrota.

A la ola de descontento se sumaron también los empleados municipales de la basura y del sector energético, cuyo gremio anunció una paralización de las actividades para el martes en rechazo a la reducción salarial que afectará a las empresas petroleras y eléctricas del país.

Funcionarios del ministerio de Educación  bloquearon a horas tempranas el acceso a la sede gubernamental para reprochar los planes de enviar a reserva unos 30 000 empleados del sector público

Varias organizaciones sindicales convocaron para este lunes una marcha hasta la emblemática plaza Syntagma, en los alrededores del ministerio de Economía.

El líder sindical de la principal petrolera Hellenic Petroleum, Ofthalmides Panagiotis, advirtió que las tres refinerías podrían quedar paralizadas esta semana.

La central obrera GENOP, de la Corporación Pública de Energía (PPC), indicó, por su parte, que evalúa otras acciones para impugnar las reformas, sin descartar una huelga como método de lucha contra el Gobierno.

Los trabajadores ya sufrieron en 2010 una reducción salarial entre el 15 y  50 por ciento. No permitiremos que destruyan nuestras familias, reza un comunicado de GENOP.

Junto con los recortes salariales y las pensiones, el ejecutivo heleno se dispone a vender a privados las empresas públicas, entre las que figuran las principales proveedoras de agua (Athens Water y Thessaloniki Water), además de ferrocarriles, electricidad, bancos y otros entes estatales.

Tales medidas son complementarias al segundo programa de austeridad fiscal, aprobado por el Parlamento helénico en junio último, bajo una colosal presión de los acreedores internacionales y una ola de repudio popular en toda Grecia.

Los sindicatos griegos declararon movilizaciones por tiempo indefinido hasta la huelga general fijada para el 19 de octubre próximo.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.