Muere joven de Bilbao herido en trifulca posterior a encuentro de fútbol

Iñigo Cabacas, de 28 años, no se recuperó de una traumatismo severo en la cabeza que muchos creen fue causado por un pelotazo de goma lanzado por la policía antidisturbios

Autor:

Juventud Rebelde

El joven español Iñigo Cabacas Liceranzu, de 28 años y herido en Bilbao el pasado jueves tras el partido de Liga Europea entre el equipo local y el alemán Schalke 04, falleció este jueves luego de presentar síntomas de muerte cerebral, reportaron medios de prensa locales.

Según informes del hospital Basurto, donde se encontraba ingresado, Iñigo Cabacas sufrió una «fractura craneal por estallido con importantes lesiones cerebrales» en los incidentes, ocurridos en la noche del pasado jueves en la calle María Día de Haro de Bilbao, zona habitual de celebración de las victorias del Athletic.

El consejero de Interior del Gobierno vasco, Rodolfo Ares, indicó que solicitarán comparecer ante el Parlamento Vasco para dar explicaciones relativas a este caso, ya que el joven pudo resultar herido por una pelota de goma disparada por la Ertzaintza (policía).

El departamento de Interior del Gobierno vasco asegura que la Ertzaintza abrió una investigación para determinar si Iñigo Cabacas fue alcanzado por una pelota de goma disparada por un policía durante los disturbios del jueves, o sufrió las lesiones por otra causa.

En tanto, la Policía autonómica continúa su investigación, sin que se hayan producido novedades en las últimas horas. Si las hubiera antes de la comparecencia del consejero, se harían públicas, según las mismas fuentes.

Según la versión ofrecida por la dirección española de Interior el pasado viernes, la Ertzaintza recibió en la noche del jueves «varias llamadas» en las que se comunicaba que había una persona herida, Iñigo Cabacas, «semiinconsciente y sangrando de la cabeza», en la calle María Díaz de Haro, «junto a la herriko taberna» (sede social de la izquierda abertzale).

Cuando varias dotaciones de la Ertzaintza acudieron al lugar, un «grupo numeroso de personas» lanzó botellas y piedras contra los vehículos policiales, por lo que los agentes utilizaron material antidisturbios para dispersar a quienes les atacaban.

La Ertzaintza tuvo conocimiento posteriormente del traslado de un herido, Iñigo Cabacas, al hospital, pero, según Interior, «no está claro» si las lesiones se deben a un pelotazo disparado por un agente en esos disturbios o se trata de la persona herida de la que se informaba en las llamadas iniciales hechas a la Policía vasca.

Esta versión, sin embargo, contrasta con la ofrecida por amigos de Iñigo que le acompañaban en la noche del jueves, quienes,en declaraciones al diario El Correo, explicaron que su amigo cayó herido después de la llegada de los policías antidisturbios.

Familiares de Iñigo Cabacas y los amigos que estaban con él cuando sucedieron los hechos creen que fue una pelota de goma disparada por la Ertzaintza la causante de las lesiones. «Mi hijo tiene un boquete en la cabeza», aseguró ayer la madre en dicho periódico.

A las siete de la noche, hora de España (una de la tarde hora de Cuba), centenares de personas protestaban en Bilbao por la trágica muerte del joven.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.