Francia y Portugal niegan sobrevuelo de nave del presidente Evo Morales

Violaron obligaciones internacionales, actitud que el canciller Choquehuanca atribuyó a falsas informaciones, rumores maliciosos y malintencionados

Autor:

Juventud Rebelde

BOLIVIA, julio 2.— Bolivia exigió una explicación de los gobiernos de Portugal y Francia sobre la inexplicable actitud del país luso de no dejar aterrizar al avión oficial de su país con el presidente Evo Morales a bordo, y la negativa de paso aéreo por parte de las autoridades francesas.

Los hechos, que han puesto en riesgo la vida del Presidente latinoamericano y el personal a bordo de la nave y que han violado las convenciones internacionales, ocurrió cuando Evo Morales regresaba de Moscú, donde participó en el Foro de Países Exportadores de Gas, hacia Bolivia. El mandatario andino se vio obligado a aterrizar en Viena, la capital de Austria, que respondió positivamente a la solicitud de aterrizaje de emergencia y precaución en consecuencia con las leyes internacionales y humanitarias, como reconoció el canciller David Choquehuanca.

La denuncia boliviana, hecha tanto por el ministro Choquehuanca como por el titular de Defensa, Rubén Saavedra, fue acompañada de sendas explicaciones detalladas de lo ocurrido.

Saavedra consideró que las decisiones de Portugal —que aludió problemas técnicos— y de Francia, adoptadas con el avión presidencial en pleno vuelo, fueron anunciadas de manera inconsulta y desconociendo el plan de vuelo que se había comunicado de manera oficial con antelación tanto del viaje Bolivia-Moscú, como el de regreso; por lo que Bolivia exigía una explicación por parte de ambos países sobre su actuación.

Por su parte, el canciller Choquehuanca atribuyó el hecho a «rumores maliciosos y malintencionados» de que viajaba a bordo del avión el señor Edward Snowden —el ex analista CIA que ha puesto en evidencia el programa de espionaje electrónico Prism de Estados Unidos, que incluyó entre los objetivos vigilar ilegalmente a sus más cercanos aliados europeos.

Inexplicablemente, dijo Choquehuanca, Portugal nos informó que negaba el permiso de aterrizaje aduciendo razones técnicas. España les respondió favorablemente para hacer el aterrizaje en Islas Canarias, pero entonces Francia negó el paso aéreo.

Luego nos enteramos de que había sospechas infundadas de que el Sr. Snowden estaba a bordo, apuntó Choquehuanca, y se preguntó con indignación: ¿Quién ha dicho esta soberana mentira?

Quieren amedrentarnos y han puesto en riesgo la vida del Presidente, subrayó y expuso que cuando se solicita el pase aéreo se tiene que dar toda la información de los pasajeros y no se puede mentir sobre un pasajero fantasma.

Consideró Choquehuanca que se había visto la discriminación y la injusticia sobre la base de sospechas infundadas, información malintencionada y soberana mentira.

Según denunció después el ministro Saavedra, también Italia negó la posibilidad de sobrevuelo de la nave por su espacio aéreo.

De inmediato hubo reacciones de solidaridad con Bolivia y de rechazo a las actuaciones de Portugal y Francia por parte de Venezuela, Ecuador y Nicaragua.

Desde Belarús, donde se encuentra el presidente Nicolás Maduro en visita oficial luego de su participación en el Foro de Países Exportadores de Gas, el canciller Elías Jaua dijo que Venezuela asumía como propia la denuncia boliviana y calificó el suceso como un atentado a la integridad de un Presidente, al tiempo que exhortó a los países latinoamericanos y caribeños, a los estados miembros de la Celac y de Unasur a condenar el hecho.

También el canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, dio a conocer su repudio.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.