Verdurazo de protesta frente a la Casa Rosada

Abuelas de Plaza de Mayo informan de la recuperación del nieto 122

Autor:

Juventud Rebelde

BUENOS AIRES, abril 24.— Pequeños productores de alimentos realizaron hoy en Plaza de Mayo, frente a la Casa Rosada, sede del gobierno, una nueva protesta en la que regalaban unos 20 000 kilos de verduras.

Con esta medida de fuerza, bautizada como «Verdurazo», la Unión de Trabajadores de la Tierra, que integra la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), busca que el gobierno de Mauricio Macri sancione una Ley de Emergencia para las economías regionales, dijo ANSA.

Entre los reclamos al oficialismo, se incluyen, además: el avance del proyecto de ley, presentado en septiembre del año pasado, para el acceso a la tierra por parte de pequeños productores; la total suspensión de desalojos de campesinos de sus tierras; y la inmediata reglamentación y asignación de presupuesto para la Ley de Agricultura Familiar.

Se trata de la segunda protesta de este tipo. La primera tuvo lugar el 14 de septiembre de 2016, cuando los productores también repartieron entre la gente 20 000 kilos de verduras, para hacer visibles sus problemas de acceso a la tierra.

Su antecedente había sido el llamado «Frutazo», en agosto del mismo año, oportunidad en la que productores de manzanas y peras de las sureñas provincias argentinas de Río Negro y Neuquén, habían regalado 6 000 kilos de fruta.

Los productores explicaron este lunes a través de un comunicado que las economías regionales que producen para el mercado interno se encuentran en crisis debido a «un modelo de producción basado en insumos a precio dólar y un sistema de comercialización con una diferencia promedio de más de 400 por ciento entre lo que recibe el trabajador y lo que paga el vecino en el mercado del barrio».

En ese sentido, también señalaron «la devaluación, el aumento de tarifas, la inflación, la apertura de las importaciones, la caída del peso».

Coincidentemente, este lunes, las Abuelas de Plaza de Mayo confirmaron la recuperación del nieto 122 que fue robado por los represores durante la última dictadura militar de Argentina (1976-1983), dijo Notimex.

El  nuevo nieto recuperado, que por fin conoce su verdadera identidad, es hijo de Iris Nélida García Soler y Enrique Bustamante, quienes formaron parte de la guerrilla Montoneros, informaron las Abuelas.

García Soler estaba embarazada de tres meses cuando en 1977 fue secuestrada por los militares que la mantuvieron cautiva en un centro clandestino de detención ubicado en la zona este de la ciudad. Cuando llegó el momento de parir, los represores la trasladaron a la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), que fue la cárcel ilegal más grande de esta capital y en donde funcionaba una maternidad clandestina.

Ahí nació un varón que fue entregado en una adopción ilegal y que hoy, 40 años más tarde y gracias a exámenes de ADN, sabe quién es su verdadera familia.

García Soler y Bustamante forman parte de los 30 000 desaparecidos que dejó la dictadura, ya que ninguno de los cientos de represores condenados por delitos de lesa humanidad ha confesado qué hicieron con las víctimas.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.