Diario de una prueba 3G

Por 72 horas se extendió el último ensayo de conectividad a la red de datos desde los móviles en Cuba. Estos son algunos apuntes al respecto

Autor:

Yurisander Guevara

Activo los datos. El reloj marca cinco minutos pasada la medianoche. Apenas comienza el sábado 8 de septiembre. Según la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba S.A. (Etecsa), durante 72 horas estará en marcha la tercera prueba de acceso a internet por datos para usuarios prepago de telefonía móvil en el país.

Etecsa ha anunciado que de forma automática los usuarios tendrán primero 50 megabytes en sus terminales, con la posibilidad de sumar otros 50, todo de forma gratuita. La H+ en mi celular indica que ya está conectado a la red 3G.

Luego de las dos pruebas anteriores, este redactor se dio la tarea de prepararse para la siguiente. Como en aquellas ocasiones, esta vez tampoco sabía cuándo sería el ensayo, pero sí me propuse tratar de controlar con exactitud el flujo de datos en mi móvil, y conocer cuánto consumían las aplicaciones, o qué hacía el teléfono mientras no lo «miraba» (lo que se conoce como procesos en segundo plano). Este es mi «diario» de pruebas.

SÁBADO

La H+ de mi celular es un espejismo. La velocidad de conexión no pasa de un kilobit por segundo (Kbps), y nada navega. En mi terminal tengo instaladas tres aplicaciones para controlar los datos: Datally, Glasswire y NoRootFirewall (esta última conocida también como CortafuegosNoRoot).

Datally y Glasswire miden el uso de datos, y ambas son capaces de proporcionar a las aplicaciones permisos para navegar (o no). NoRootFirewall es similar, aunque por el momento no la utilizo. Con las dos primeras me basta. ¿Será que no navego porque tengo algo mal configurado?

La «solución» que busco es salomónica: desinstalo las aplicaciones y las vuelvo a poner. Con tantas configuraciones algo podría estar bloqueando la salida de mis datos. Mi empresa no fructifica, la conexión no llega.

No sería hasta pasado el mediodía del sábado que mi celular logró conectarse a los datos. Aprovecho las buenas nuevas para comenzar mis pruebas.

Realizo búsquedas en Google, abro la web de Juventud Rebelde y chequeo Facebook. Las búsquedas y la web de este diario consumen 4,5 MB del paquete inicial; Facebook, en su versión Lite, 2,1 MB.

Hasta ahora lo peor no es que casi no haya podido conectarme —es una prueba y cualquier cosa puede suceder, me digo—, sino que, como en las ocasiones anteriores, la red de voz está colapsada y los SMS son fantasmas. Es casi imposible conectar una llamada o enviar un mensaje.

Más tarde logro navegar de nuevo y consulto el plan de datos a través de mi.cubacel.net. Uso, además, Facebook Messenger en su versión normal. Los datos que arroja Datally son interesantes: las aplicaciones no solo consumen cuando las usas, sino que trabajan en segundo plano y se «comen» los datos poco a poco.

Ha llegado el momento de cerrarle el paso a los datos en segundo plano y así lo hago.

DOMINGO Y LUNES

Acaso los dos días restantes de prueba debieron tener un acápite para cada uno. Pero si el sábado pasé trabajo para conectarme, en las siguientes jornadas fue casi imposible.

En una nota oficial publicada el domingo en la noche, Etecsa explicó que esta prueba se diseñó para comprobar la gestión del tráfico en las diferentes estructuras de red.

La Empresa reconoció que durante la prueba se presentaron dificultades para la conexión y hubo alta congestión en los servicios de voz y datos por inestabilidad en elementos de la red, algo en lo que, afirmaron, trabajaron para optimizar los procesos.

Hasta la noche del domingo habían accedido al servicio más de millón y medio de personas.

Lo vivido por este redactor no es la experiencia de todos. Sin embargo, la prueba deja experiencias reveladoras. Una encuesta publicada por Cubadebate este martes arrojó que más del 60 por ciento de quienes respondieron apreciaron el servicio «lento e inestable». Asimismo, los usuarios tuvieron afectaciones en los mensajes y las llamadas (68 por ciento), las peores horas para conectarse fueron las de la madrugada (62 por ciento), la mayoría consumió menos de 50 megabytes y los servicios más usados fueron los de mensajería instantánea (Messenger, WhatsApp), así como la red social Facebook. Ojalá estos datos sirvan a Etecsa para afinar la maquinaria de cara al lanzamiento del servicio.

Controla tus datos

Muchas pueden ser las aplicaciones para controlar el flujo de datos en un celular. Para las pruebas realizadas por este reportero se emplearon tres: Datally, Glasswire y NoRootFirewall, instaladas en un Xiaomi Redmi Note 5. Todas pueden ser encontradas en Google Play, o en sitios de descarga directa de APK (nombre que recibe el archivo de instalación), como apkpure.com u uptodown.com.

Datally requiere Android 5.0 o superior. Glasswire indica que «varía según el dispositivo», mientras que NoRootFirewall solicita Android 4.0 o superior.

Para un uso efectivo de estas es recomendable instalarlas y «cacharrear» con ellas. En sus respectivos paneles de administración de datos lo que varía es el diseño de sus creadores, porque a la larga todas hacen lo mismo: permiten brindar autorización a las aplicaciones que queramos que usen datos, mientras a las otras se les puede prohibir hacerlo.

Según las pruebas realizadas, los números que arrojaron estas aplicaciones coincidieron con el gasto que reportó la consulta del plan a través del sitio mi.cubacel.net. Por tanto, son efectivas para bloquear los datos en segundo plano y ahorrar del plan activo.

Entre la alegría y la frustración

En la página de Facebook de los servicios móviles de Cubacel (facebook.com/cubacelenlinea), Etecsa preguntó: «¿Qué percepción tiene de la prueba de internet desde los móviles que estamos realizando en los días 8, 9 y 10 de septiembre de 2018? Déjennos sus comentarios en esta publicación, así como desde cual zona del país está participando en nuestra prueba».

Las más de 2 400 respuestas recibidas tuvieron un balance agridulce. Por un lado, los usuarios manifestaron conformidad y buenas experiencias, mientras que, por otro, se pueden leer mensajes de frustración.

Estas son algunas de las opiniones:

  • Viendo YouTube velocidad pico de 2.2 Mbps, muy bueno. (Iván Fonseca Aguilera)
  • Estoy conectado en el Cerro cerca del Latino. Cuando activo los datos (3G) se demora el teléfono en recibir el internet, pero en cuanto le llega lo tengo perfecto sin problemas y rápido. (Adrián Cintra)
  • Tienen que tratar de mejorar el servicio mientras ponen a prueba la internet por datos móviles, los demás servicios de Etecsa no funcionan, no se puede ni revisar el correo. Por otra parte, es muy lenta, espero que cuando realmente se tenga que pagar por el servicio no sea así. (Amed Álvarez)
  • A mí me funciona bien. Por momentos se pone un poquito lenta. Vivo en 54 y 43, Playa, La Habana. (Rudy Amaro)
  • En 2G el servicio de conectividad es nulo... Por no decir que no hay Dios que haga una llamada, los SMS llegan con horas de retraso... Le das a marcar y te da el tono de llamada fallida y no sale la llamada (Armando Garriga Pérez)
  • Estoy conectado por la 3G en el municipio de Mariel, provincia de Artemisa, y está superrápido, pero lo único que se acaban los megas muy rápido (…). (Lázaro Alexis Amador Pérez)
  • Me conecté a 3G a eso de las 6:00 a.m. en el reparto Mañana en Guanabacoa. Mucho mejor que las veces anteriores, después cogí la guagua y seguí conectado hasta Miramar (desde el ómnibus), hasta que me quedé sin batería, espero que sigan mejorando en cada prueba. (Antonio García Brigos)
  • San Antonio de Cabezas, Unión de Reyes, Matanzas. La antena de esta localidad saturada por la cantidad de usuarios de este poblado, imposible realizar llamadas, consultar saldo, ni correo nauta, y mucho menos internet. Mis 50 MB están ahí sin consumirse ni un kilobite. (Luis Miguel Álvarez Jiménez)
  • Desde el municipio de Ciego de Ávila he intentado varias veces desde la madrugada y cuando logro activar los datos no se conectan a internet. (Yoankis Corrales Vázquez)

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.