Todo lo que hizo fue entregarse a su pueblo

Intervención de Miguel Barnet

Autor:

Juventud Rebelde

 

(Versiones Taquigráficas-Consejo de Estado)

Querido compañero General de Ejército Raúl Castro;

Querido compañero Esteban Lazo, presidente de la Asamblea:

Esta no es una ley que apoyamos formalmente. Yo siento que este es un abrazo que le estamos dando a Fidel sintiendo palpitar su corazón y el nuestro y respetando su generosa voluntad.

Con toda convicción ratifico las brillantes y emotivas palabras de Eusebio, y estoy seguro de que es el sentimiento también de los escritores y artistas cubanos.

En efecto, nuestro Comandante en Jefe no pudo actuar de manera más consecuente con sus principios martianos que con esta, su última voluntad. No es solo un acto de extrema y profunda modestia, sino de una lucidez extraordinaria. Todo lo que hizo fue entregarse a su pueblo con el humanismo que ha caracterizado esta Revolución y del que él fue su más alto ejemplo. No esperábamos otra conducta que esa, que no es sino un mentís a quienes alguna vez atribuyeron a nuestro líder y a la Revolución Cubana un culto a la personalidad.

Una vez más, y en sus últimos momentos, Fidel mostró que fue, es y será siempre un hombre generoso, un luchador invencible, un iluminado.

Por eso no lo vamos a convertir en piedra o en bronce. No lo vamos a olvidar nunca. No olvidaremos a aquel que en el momento más duro, terrible de nuestro período especial dijo en un congreso de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba: “La cultura es lo primero que hay que salvar.” Salvémoslo a él para siempre, para el futuro.

Gracias (Aplausos).

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.