Fiscalía cubana protege a niñas y niños

La Fiscalía General de la República de Cuba en Camagüey atiende integralmente los temas escolares, y el cuidado de la familia por el buen desempeño del menor en su residencia, escuela y hasta en el Hospital Pediátrico Eduardo Agramonte Piña

Autor:

Yahily Hernández Porto

CAMAGÜEY.- La protección a sectores vulnerables de la sociedad cubana, especialmente a las niñas y niños, adolescentes y jóvenes es prioridad del trabajo integral que realiza la Fiscalía General de la República de Cuba (FGRC), en esta ciudad.

Así lo asevero a JR, Idelsy Martínez Laurencio, fiscal jefa de esta institución agramontina, durante un encuentro con la prensa, en la sede provincial de la FGRC, sita en calle República, entre General Gómez e Ignacio Agramonte, en Camagüey.

Ratificó que en lo referente al menor de edad, se concentran en la atención integral que demandan los temas escolares y el cuidado de la familia por el buen desempeño de su hijo en los centros educacionales.

Ambos asuntos -acotó la licenciada Martínez Laurencio- son atendidos por los fiscales en sus municipios, a través de las dinámicas familiares y de los consejos de atención a los menores en el Ministerio de Educación (Mined) y en el Ministerio del Interior (Minint).

Aseguró la licenciada que aunque en la provincia no existe una situación compleja relacionada con el menor de edad, la labor preventiva y el llamado de atención constituyen propósitos fundamentales de la FGRC y el Mined.

Informó que los esfuerzos de los 119 fiscales que posee la extensa llanura agramontina están encaminados hacia la atención que demandan los menores víctimas de hechos cometidos por adultos cercanos a ellos.

«Ante el conocimiento de casos -aseveró- la FGRC establece un seguimiento a través del fiscal responsable de la atención y protección de los derechos del menor», subrayó.

Informó que la línea única, 0802 12345, es vía segura y efectiva para notificar de conductas inadecuadas del adulto, las cuales se verifican en la práctica, ante la presencia del fiscal.

«Con la recepción de la información en las 13 fiscalías municipales del territorio, además de la sede provincial, se inicia una investigación profunda de los hechos que permite actuar  puntualmente ante una posible situación de maltrato con los niños y niñas», explicó.

Informó que se han detectado conductas de desatención al menor, las que también son verificadas por el fiscal responsable en el lugar de residencia del niño, escuela y en el Hospital Pediátrico Eduardo Agramonte Piña.

Explicó que la participación familiar es esencial para transformar las conductas incorrectas en los más pequeños de casa.

Alertó que ante la ocurrencia de actos contrarios que influyen negativamente en el normal desarrollo del menor se convoca a los padres y familiares responsables y se formulan las denuncias correspondientes.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.