Una década inaugural prodigiosa

Un acercamiento a la historia del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano a propósito de que el venidero diciembre arriba a su edición 40

 

Autor:

Isaac Ramírez

El 1er. Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano vio la luz en La Habana, el lunes 3 de diciembre de 1979, teniendo como sede al actual cine Charles Chaplin, entonces Cinemateca de Cuba. Comprendió ocho días de laboriosas jornadas en las que se exhibieron 254 películas, con la participación de 665 cineastas. En su discurso de apertura, Alfredo Guevara marcó los precedentes internacionales: los Festivales de Viña del Mar, Chile, en los años 1967 y 1969; Mérida, Venezuela, en 1968 y 1977; y Caracas, Venezuela, en 1974. Sin dudas, se trató de un acontecimiento cultural de carácter excepcional.

La delegación del Icaic (Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos) al 20mo. Festival Internacional de Cine de Karlovy Vary, Checoslovaquia, actual República Checa, en julio de 1976, reunió al 67 por ciento del futuro Comité Organizador del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano: Alfredo Guevara, presidente fundador, cineasta y relevante personalidad de la cultura cubana; Pastor Vega, cineasta y ejecutivo de la Dirección de Relaciones Internacionales; José Antonio González, crítico y director del Centro de Información Cinematográfica; Antonio Rodríguez, director de la Distribuidora Internacional de Películas; José Ambrós, jefe de despacho del Presidente; y un servidor, entonces historiador, relacionista público y jefe del Departamento de Promoción Cinematográfica de la Dirección de Relaciones Internacionales.

Para mayor fortuna, incluyendo la mía que realizaba el primer ejercicio de promoción internacional bajo las miradas calificadas de Alfredo Guevara y Saúl Yelín, el Gran Jurado del evento le otorgó el Premio Globo de Oro (Gran Premio) a la película cubana Cantata de Chile, del realizador Humberto Solás.

En 1978 el Icaic organizó el Festival Internacional del Cine Joven, dentro del 11no. Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes, inaugurado el 28 de julio, del cual fuimos codirectores José Antonio González y el que suscribe. Este constituyó el precedente más cercano en el tiempo y balón de ensayo, desde todos los puntos de vista posibles, del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano, que abrió sus puertas un año después.

El Comité Organizador del 1er. Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, celebrado del 3 al 10 de diciembre de 1979, estuvo integrado por Alfredo Guevara, como presidente; Pastor Vega (director general y protocolo), José (coordinador general), los vicepresidentes Benigno Iglesias (programación) y José Manuel Pardo (aseguramiento), Antonio Rodríguez (Mercado del Nuevo Cine Latinoamericano), el crítico Romualdo Santos (debates y encuentros), y quien escribe estas líneas (atención a jurados).

En nuestro Comité Organizador fundacional hubo, físicamente, también un gran ausente: Saúl Yelín Gringos (Cárdenas, 1935–La Habana, 1977), fundador, vicepresidente y director de Relaciones Internacionales del Icaic, fallecido repentinamente a los 42 años de edad en su puesto de trabajo, a causa de un infarto del miocardio, pero que dejó todos los hilos organizativos y programáticos necesarios que permitieron darle la altura nacional e internacional que alcanzó el Instituto y el Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano en ese entonces.

Nuestras experiencias de vida, orígenes sociales, estudios y edades totalmente diversas, convergían en un punto: éramos orgullosamente profesionales comprometidos con cada una de las actividades que realizábamos; confluencia posibilitada gracias al estricto sistema de selección de ingreso al Icaic y permanencia, supervisado entonces directamente por Alfredo Guevara.

Cada uno de nosotros era un gestor líder en sus respectivas especialidades, y aunque por los nombramientos oficiales teníamos un estatus institucional, no resultábamos simples funcionarios y mucho menos burócratas.

Fundadores

Considerando, en mi modesta opinión, que nueve personas no hubiéramos sido suficientes para llevar a feliz término tan magna iniciativa, esta categoría corresponde asimismo en primer término, al líder histórico de la Revolución Cubana, Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, por acompañar al Icaic desde sus primeros días de gestación y por tanto al Festival; empeños mayores que solo fueron posibles por su visionario e incondicional apoyo. Fidel fue, sin lugar a dudas, su fundador y primer delegado.

En este grupo se hallaban además quienes ejercieron como jurados del 1er. Festival, entre ellos el colombiano Gabriel García Márquez y el cubano Santiago Álvarez, como presidentes en Cine de Ficción y Cine Documental y de Animación, respectivamente.

Se sumaron, además, los reconocidos especialistas en comunicación y medios de difusión masiva, Armand Mattelart y Michelle Mattelart, de Francia; y Herbert Schiler, de Estados Unidos. También Pedro Luis Rodríguez, director general del Hotel Nacional de Cuba, en representación de tan calificado colectivo laboral, por la especial contribución al éxito del evento, y su proyección futura.

El Festival fue posible asimismo por los trabajadores del Icaic en 1979: cineastas, directivos, especialistas, economistas, programadores, secretarias, asistentes, proyeccionistas, porteros, choferes, custodios, personal de limpieza y servicios generales...

Momentos cumbres

Señalaremos estos en síntesis y por orden cronológico.

  1. Fundación del Festival. Retrospectiva de Cine Chicano. Seminario El papel de las trasnacionales y la penetración cultural imperialista en América Latina y el Caribe. Encuentro de Cineastas de América Latina.
  2. El evento contó con cinco Presidentes de Honor los cuales fueron: Nicolás Guillén, José Luciano Franco, Wifredo Lam, Alicia Alonso y Santiago Álvarez. Presentación del Nuevo Cine Salvadoreño.
  3. Retrospectiva de Glauber Rocha. Reunión de Cine Clubes de América Latina y el Caribe. Reunión de Cinematecas de América Latina y el Caribe.
  4. Fidel saluda a los participantes en el Festival, durante la recepción de clausura ofrecida en el Palacio de la Revolución. Gran Retrospectiva Homenaje a Luis Buñuel. Alfredo Guevara es nombrado embajador de la República de Cuba ante la Unesco. Julio García Espinosa, cineasta fundador del Icaic, asume la presidencia y la del Festival.
  5. Encuentro entre el Nuevo Cine Latinoamericano y el Cine Independiente de Estados Unidos. Encuentro de Artistas Gráficos sobre el Cartel Cinematográfico Latinoamericano.
  6. Fidel asiste al acto de clausura del Festival en el cine Charles Chaplin. Muestra de Cine Ibérico.
  7. Este año marca un crecimiento cualitativo y cuantitativo del Festival. Fidel pronuncia el discurso de clausura en el teatro Karl Marx. Creación de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano. Encuentro histórico entre el Cine Latinoamericano y el Cine Africano.
  8. Fidel asiste a la inauguración del 8vo. Festival en el teatro Karl Marx y de igual forma participa en la apertura de la sede permanente de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano y la inauguración de la Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de los Baños, donde pronuncia las palabras centrales. Se presenta una Muestra de Cine Africano, la mayor de su tipo realizada hasta la fecha. Se amplía el Festival para ser de Cine, Televisión y Video.
  9. Celebración del aniversario 20 del 1er. Encuentro de Cineastas de América Latina, efectuado en el 5to. Festival de Cine de Viña del Mar 1967, Chile. Muestra Homenaje a las Pioneras del Cine en América Latina.

1979–1988. En la citada década se exhibieron 2 166 películas y participaron 6 730 cineastas extranjeros, de todas las latitudes.

Como fiel testigo de los elementos aquí presentes, existe el catálogo Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano 1979–1988, editado en 1988, que cuenta con la redacción, selección de textos y notas del crítico Carlos Galiano.

Alfredo Guevara, un optimista profesional de especial lealtad, compromiso y lucidez, como debidamente lo señalaron los titulares de los periódicos Juventud  Rebelde y Granma, respectivamente, falleció en La Habana, a la edad de 87 años, el 19 de abril de 2013, en plenas funciones de presidente del Festival.

En el día de hoy sobrevivimos cuatro de los integrantes del primer Comité Organizador; lo que en mi caso considero obedece fundamentalmente, a que resultaba entonces el más joven de todos, contando con 28 años de edad, cumplidos en abril de 1979.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.