Yulimar estrena el trono

En su penúltimo intento la flamante reina y líder de la temporada puso el registro que le facilitaría su pasaje a lo desconocido: 14,91 metros que significa la segunda mejor marca de este año

Autor:

Javier Rodríguez Perera

Latinoamérica está de plácemes. En las primeras fechas del Campeonato Mundial de atletismo, que recibe la capital británica de Londres, la pista fue la encargada de robarse el show, pero ayer la final femenina del triple salto agregó las mayores dosis de emoción y suspenso hasta el último momento, con el duelo protagonizado en pos de la corona por la venezolana Yulimar Rojas y la colombiana Caterine Ibargüen.

El público las aplaudió durante el rodaje de la competencia, tal vez sin preferencias marcadas, pero sí con el deseo de que el espectáculo y la rivalidad desbordaran el Estadio Olímpico londinense. Y aseguro que, a pesar de los miles de kilómetros que me separan de la sede, eso se cumplió, luego de que Yulimar se alzara por primera vez en su prometedora trayectoria deportiva con el título universal al aire libre, desbancando de la cima a Ibargüen, quien estuvo en el trono por cuatro años.

En su penúltimo intento la flamante reina y líder de la temporada puso el registro que le facilitaría su pasaje a lo desconocido: 14,91 metros que significa la segunda mejor marca de este año, y que por apenas dos centímetros fue superior al salto plateado obtenido por la colombiana. La medalla de bronce fue al cuello de la kazaja Olga Rypakova, con 14,77 metros.

La secuencia de brincos de Caterine fue ligeramente superior, pero Yulimar sacó la casta y fue inalcanzable, para trasladar la alegría a su entrenador cubano Iván Pedroso, quien además incluyó a tres triplistas más en las respectivas finales de uno y otro sexo: la española Ana Peleteiro, el portugués Nelson Évora y el cubano naturalizado azerí Alexis Copello.

El triple salto masculino este lunes reportó una sugestiva noticia para Cuba, cuando sus tres exponentes lograron avanzar para la final del próximo jueves. El habanero Cristian Nápoles fue uno de los tres saltadores que rebasó los 17 metros, con 17,06, mientras que el también capitalino Andy Díaz clasificó con la cuarta mejor marca, gracias a 16,96 metros, y el guantanamero Lázaro Martínez se agenció la última plaza, merced a 16,66 metros.

«Quiero incluirme entre los ocho primeros y después que logre eso, puede ocurrir cualquier cosa. Estoy en busca de mejorar mi marca personal y voy a darlo todo por mi país, por mi padre y entrenador Juan Nápoles y por mi abuela Margarita, que falleció hace dos semanas», declaró vía digital Cristian Nápoles.

Por la Isla también compitió ayer la vallista larga Zurian Hechavarría, que terminó en la sexta posición en el primer heat, con 56.44 segundos, y en el global fue el vigesimocuarto mejor crono.

Hoy por la Mayor de las Antillas solamente competirá la veterana Yaniuvis López en la prueba de impulsión de la bala.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.