Campesinos mexicanos contra Plan Puebla-Panamá

Cumbre sobre el tema comienza hoy en Campeche

Autor:

Juventud Rebelde

CAMPECHE, México, abril 9.— Más de 2 000 campesinos se dieron cita en esta ciudad mexicana para protestar contra lo que consideran el objetivo real de la cumbre del Plan Puebla-Panamá (PPP): el despojo de sus tierras, reportó PL.

Para los labriegos, la reunión de mandatarios, que tendrá lugar este martes y tuvo antecedentes la víspera, a nivel de cancilleres, en el Centro de Convenciones de Campeche, solo busca favorecer la presencia de grandes consorcios en el área y arrebatarles las tierras que por siglos han cultivado.

Luis Antonio Ché, dirigente del Frente Campesino Emiliano Zapata, dijo que a pesar de los retenes instalados en las carreteras por la policía y agentes federales, se movilizaron varios contingentes para rechazar la reunión presidencial.

El líder campesino anunció la llegada de al menos 1 500 agricultores que pernoctaron la víspera en esta ciudad, ubicada a orillas del Golfo de México y distante unos 1 200 kilómetros al este de la capital mexicana.

Los campesinos tienen previstas varias marchas de protesta contra la cumbre del PPP, a la que asisten los mandatarios de México, Colombia y de países de Centroamérica.

Activistas de organizaciones sociales consideran que la cita tiene como propósito canalizar el petróleo y demás recursos naturales de la región para beneficiar a los grandes inversionistas extranjeros y nacionales, especialmente Estados Unidos.

Aunque surgió como propuesta de México y del ex presidente Vicente Fox, muchos han denunciado que el PPP se une al Plan Colombia en su carácter injerencista y como instrumento de dominación de Estados Unidos. Según esas denuncias, lejos de extender el bienestar al istmo con su anunciado desarrollo de infraestructura, lo que ha buscado el PPP es asegurar el llamado «libre comercio» hacia Estados Unidos, facilitando el eventual paso de las mercancías hacia el norte, como complemento de los tratados de libre comercio gestionados desde Washington.

Ahora, la cita es resultado de la invitación a una cumbre extraordinaria formulada por el actual presidente mexicano Felipe Calderón, quien, de visita en Yucatán a su paso hacia Campeche, reiteró declaraciones formuladas la víspera acerca de la conveniencia de «mirar más hacia el sur del continente» y acercarse a las naciones centroamericanas.

«Es tiempo de que México asuma su responsabilidad en el rol que le corresponde de equilibrio, ponderación y liderazgo nacional», afirmó Calderón, según medios de prensa mexicanos.

El programa del encuentro adelanta que los mandatarios abordarán temas muy relacionados con la actualidad de sus países, pero descollantes también en la agenda doméstica de la Casa Blanca, debido a la millonaria presencia en su territorio de indocumentados provenientes de aquellas naciones.

Entre los tópicos destaca, por ejemplo, la seguridad fronteriza —un tema muy en boga después del 11 de septiembre—, interconexión eléctrica, colaboración en materia migratoria y la creación de un frente común contra la delincuencia y el tráfico ilegal de armas, drogas y personas.

Más de 2 000 agentes vigilan Campeche por aire, mar y tierra.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.