Amor y lealtad de una vocera del Partido Socialista Unido de Venezuela

La joven Sarai Mejías, una de los 772 delegados al I Congreso del Partido Socialista Unido de Venezuela, conversa con JR acerca de esa batalla por la conciencia y por la construcción del socialismo

Autor:

Juana Carrasco Martín

Sarai Mejías viste los atributos que la identifican como una de los 772 delegados al I Congreso del Partido Socialista Unido de Venezuela: gorra, pulóver y una bolsa roja donde asoman rostros que iluminan una nueva Venezuela: Allende, Che, Bolívar, Ezequiel Zamora, Simón Rodríguez, Luisa Cáceres, Mariátegui, Rosa Luxemburgo, Sandino y Tania.

La joven habla entusiasta con otros dos voceros o pregoneros de esta batalla por la conciencia y por la construcción del socialismo, Isabel y Wilman, pero no duda en responder la inquisitoria, mucho más cuando se le dice, «es para la prensa cubana». La cara se le ilumina y un torrente de palabras cuenta una historia de vida nueva y agradecimiento en la que apenas hay transición.

«Voy al Congreso para dar el mejor aporte como revolucionaria, socialista y antiimperialista, apoyar al Comandante Chávez y participar en la discusión de las siete líneas del Plan Nacional Simón Bolívar.*

«Desde aquí vamos a alzar la voz contra esas siete puñaladas que quieren desangrar a América Latina: las bases militares yanquis en Colombia. Los venezolanos vamos a resistir y a defender nuestra Revolución y nuestro socialismo dando nuestra vida si fuera necesario, y acompañamos esta decisión con el apoyo al pueblo colombiano, porque esos hermanos están sufriendo con esa guerra como ningún otro pueblo de Nuestra América».

Apenas una pausa para tomar aire, y Sarai explica que de las siete líneas, «la que más me gusta y sobre la que pienso intervenir es “La mayor suma de felicidad posible”, que era el lema del Libertador, y significa la inclusión de todos los venezolanos en la educación, en la salud, en los logros del socialismo que estamos construyendo en Venezuela».

Sarai Mejías es diputada en el estado Guárico, luchadora social del Frente Francisco de Miranda, y habla con satisfacción del curso que realizara en la Escuela Frank País de Santiago de Cuba, donde recibió como ejemplos a seguir los valores inculcados de «lealtad, amor, y solidaridad» que encontró en el pueblo cubano.

También agradece a los médicos en la Isla porque forman parte de su felicidad. «Pude ser madre; aquí me iban a extirpar los ovarios por unos quistes que tenía, esa era la valoración de los médicos; allá en Santiago de Cuba el tratamiento adecuado me permitió tener mis hijos: Doriane, mi niña que ya tiene cuatro años, y Enzo Josué, de dos.

«Además, los médicos cubanos de Barrio Adentro salvaron la vida de mi padre cuando le dio una isquemia cerebral, y tengo que sentirme agradecida también de la Misión José Gregorio Hernández por su ayuda, pues le dan atención a mi padre, quien quedó con secuelas.

«Qué decirte, estoy en cuarto año de Derecho en la aldea Sucre del municipio de Julián Mellado... El presidente Chávez me dio vida, la Revolución me dio vida. Por eso, esta vida y esta juventud las doy por esta Revolución y por Chávez».

Vacilar es perder, dijo el Libertador, y Sarai Mejías lo tiene bien claro: ella es una vencedora y a su Congreso ha llegado para dar; sabe que tiene que ir a las calles, a la comunidad para debatir, porque como dijera su Comandante «este Congreso no es para encerrarse en sí mismo, sino para discutirlo con el pueblo»; es un Congreso vivo y a ella le sobra vida para repartirla.

Sarai es una entre la vanguardia de los 772 delegados y delegadas al I Congreso del PSUV que extenderá hasta abril de 2010 ese proceso de estudiar, escuchar, debatir y explicar. Ya está cumpliendo ese compromiso en las patrullas del Partido de su municipio guariqueño para lograr un objetivo que tiene bien claro: la conformación definitiva de su Patria, bolivariana y socialista.

Las patrullas del PSUV, estructuras de base de la organización política, están integradas por 2 450 877 militantes, y fueron ellos los que postularon y eligieron a los 772 delegados.

El viernes, sábado y domingo próximos este grupo vanguardia estará de nuevo en Caracas, entre ellos Sarai Mejías, para ser vocera de esas sesiones de trabajo con las bases del Partido, porque todos son los protagonistas de este proceso vivo y contundente.

*Las siete líneas estratégicas del Proyecto Nacional Simón Bolívar (2007-2021) están enmarcadas en la nueva ética socialista, modelo productivo socialista, democracia protagónica revolucionaria (Poder Popular), suprema felicidad social, nueva geopolítica nacional, nueva geopolítica internacional (Mundo Pluripolar), Venezuela como potencia energética.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.