El libro desconocido de Silvestre de Balboa

El volumen, de 387 años de existencia, lo integran escribanías originales, actuaciones legales con datos del antiguo Puerto del Príncipe, ventas y censos de hatos, cartas de poder, litigios y otros asuntos legales

Autor:

Yahily Hernández Porto

CAMAGÜEY.— El único libro escrito y autentificado por Silvestre de Balboa, precursor de la literatura cubana con la obra Espejo de paciencia, se conserva en el Museo Provincial Ignacio Agramonte y Loynaz, de esta ciudad.

El destacado investigador Ramiro Manuel García Medina, quien ha desarrollado estudios en torno al autor, comentó a Juventud Rebelde que «el volumen tiene 387 años de existencia; condición que lo convierte en el documento conservado más antiguo de la provincia».

Agregó el intelectual canario-cubano que su contenido lo integran, esencialmente, escribanías originales, actuaciones legales con datos del antiguo Puerto del Príncipe, ventas y censos de hatos, cartas de poder, litigios y otros asuntos legales, todos tramitados entre 1627 y 1628.

Esta rareza histórica y documental —comentó el especialista— se detectó envuelta en unos papeles de uso, durante una visita al museo. «Se conocía que el libro era del escribano Balboa, pero por aquel entonces —hace unos 26 años— no se le daba al legajo la importancia que tiene. Actualmente es un objeto museable de gran valía, aunque muy deteriorado por el tiempo», precisó.

Afirmó que el texto es una prueba física y actual de la residencia de Balboa en la villa principeña durante esos años, aspecto fuertemente debatido, puesto en duda e incluso negado por algunos investigadores.

Acerca de los componentes o elementos que prueban su originalidad, García Medina refirió que «el libro está conformado en papel de época con marcas especiales (la conocida como marca de agua). Se observan con nitidez la letra y firma de Silvestre de Balboa, y el lenguaje y gramática castellana de la época, usados en todas las acciones oficiales, además de que se ha podido comprobar la residencia o existencia en la antigua villa de los vecinos y lugares citados».

Testificó que se han verificado los rasgos caligráficos, estilo y firma de Balboa cuando ejercía como escribano. «Especialistas paleográficos han aseverado la veracidad del documento, el cual se encuentra foliado desde la primera página hasta la 316, última hoja redactada», acentuó el experto.

Adelantó el investigador que ha propuesto crear un espacio en el museo agramontino dedicado a Silvestre de Balboa. La historia del pretérito Puerto Príncipe no se puede comprender sin tomar en cuenta la presencia y personalidad del que ha sido catalogado como fundador de la literatura cubana. Este libro refrenda la idea, defendida durante los festejos por el medio milenio de vida de esta ciudad —2 de febrero de 2014—, de considerar a Camagüey cuna de la literatura cubana, añadió.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.