Confirma Departamento de Estado norteamericano que no «apretará» a golpistas

Una carta de esa entidad, develada por la agencia Reuters, descarta medidas fuertes contra los golpistas. Al hacerlo, de hecho también está reconociendo su connivencia con los usurpadores

Autor:

Juventud Rebelde

TEGUCIGALPA, agosto 6.— Cientos de hondureños protestaron este jueves ante la sede de la embajada estadounidense, luego de conocerse una carta del Departamento de Estado en la que este descarta medidas fuertes contra los golpistas y afirma que «nuestra política y estrategia de compromiso no está basada en el apoyo a algún político o individuo particular».

La misiva, fechada el martes y que tiene como destinatario al senador Richard Lugar, fue develada la víspera por Reuters y divulgada en Tegucigalpa, donde provocó fuertes expresiones de repudio luego de los reiterados reclamos de la resistencia de que cese el respaldo de Washington a los gorilas, demanda formulada también por líderes de América Latina. Al negarlo, el Departamento de Estado también estaba reconociendo su connivencia con los usurpadores.

«Venimos por cuarta vez a la embajada americana en la lucha del Frente Nacional contra el Golpe de Estado para decirles que suficiente tiempo pasó ya para que se hubieran tomado medidas contundentes contra los golpistas encabezados por Roberto Micheletti», voceó Israel Salinas, líder sindical y de la resistencia frente a la embajada yanqui por medio de un altoparlante, reseñó AFP.

Pero en su carta, el Departamento de Estado antepone presuntas «provocaciones» cometidas por el presidente Manuel Zelaya y asevera que «hemos rechazado los llamados para tomar sanciones económicas “agobiantes” y dejado en claro que todos los Estados deberían buscar una solución sin llamar a la violencia y con respeto al principio de la no intervención».

La violencia, no obstante, se mantuvo como nota este jueves en Honduras, luego de conocerse que los golpistas apoyados por el Departamento de Estado ocuparon hospitales en huelga, tirotearon la sede del Patronato Nacional de la Infancia —ocupado por sus trabajadores contra el golpe— y anunciaron que no dejarán avanzar la Marcha de la Resistencia, en activo desde el miércoles, cuando partió desde dos puntos diferentes hacia la capital y San Pedro Sula.

Como había anunciado, el sector de la salud se sumó al paro junto a los maestros, y unos 8 000 de sus trabajadores mantienen 28 hospitales y centros locales de salud sin laborar en todo el país, en rechazo a la asonada.

En el día 40 de resistencia desde la usurpación de poderes, el Frente contra el golpe también escenificó manifestaciones en la colonia Lara de la capital, para repudiar al cardenal Oscar Rodríguez Madariaga, defensor del golpe y hasta cuya casa intentaron llegar, pero la policía les cerró el paso.

No obstante, pintaron las paredes de su residencia con graffitis donde lo acusan de golpista, así como las de los ex presidentes Carlos Flores Facussé (1998-2002), del partido Liberal y dueño del diario La Tribuna, y Ricardo Maduro (2002-2006), del partido Nacional, entre otros personajes enrolados en la asonada.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.