Exigen cese de operaciones militares estadounidenses en Pakistán

El Parlamento pakistaní condenó la reciente incursión de tropas norteamericanas para matar al jefe de Al Qaeda, Osama bin Laden

Autor:

Prensa Latina

ISLAMABAD, mayo 14.— El Parlamento pakistaní exigió hoy el cese de los ataques que realizan aviones teledirigidos de Estados Unidos dentro del país islámico, y condenó la reciente incursión de tropas norteamericanas para matar al jefe de Al Qaeda, Osama bin Laden.

Tanto la demanda como la condena están incluidas en una resolución aprobada de forma unánime por los parlamentarios de ambas cámaras, luego de un largo debate que concluyó en las primeras horas de este sábado.

El texto califica de inaceptables los continuos ataques que realizan los drones estadounidenses en las zonas tribales del noroeste de Pakistán, con saldo de miles de víctimas desde que comenzaron en 2004, y considera que deben cesar de inmediato.

En caso de que continúen, se recomienda al gobierno local prohibir a la OTAN utilizar las carreteras pakistaníes para avituallar a las tropas que mantiene desplegadas en Afganistán.

Respecto a la operación militar realizada por tropas especiales estadounidenses el 2 de mayo pasado en la ciudad de Abbottabad, la resolución asegura que esa acción unilateral constituye una violación de la soberanía nacional.

También instó al Ejecutivo a formar una comisión independiente que investigue los pormenores del operativo, determine las responsabilidades y recomiende medidas para evitar la repetición de hechos similares en el futuro.

Las acciones unilaterales no pueden hacer avanzar la lucha contra el terrorismo, se quejaron los legisladores pakistaníes, a quienes el alto mando militar del país ofreció detalles de la incursión armada estadounidense.

Tras escuchar las explicaciones del Ejército y de los servicios de Inteligencia, el Parlamento aconsejó revisar la cooperación existente entre Islamabad y Washington, a fin de garantizar, dijo, que sean respetados los intereses del país islámico.

A raíz de la muerte de Bin Laden, Pakistán, que se considera un aliado de Estados Unidos en la lucha contra el terrorismo, enfrenta una lluvia de críticas, tanto por la aparente indefensión de su Ejército ante la incursión estadounidense, como por la incapacidad de su servicio secreto para detectar la presencia del terrorista dentro de su territorio.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.