G-8 concluye su Cumbre y comienza la de la OTAN

Manifestaciones en Chicago y Frankfurt rechazan las políticas de austeridad y las guerras

Autor:

Juventud Rebelde

CAMP DAVID, EE.UU., mayo 19.— El G-8, que reúne a los países industrializados más ricos del mundo, abogó este sábado  por una zona euro «fuerte y unida», incluyendo a Grecia, se comprometió a  impulsar el crecimiento pero implantando medidas contra el déficit, y consideró fuertes sanciones contra Irán, en una cumbre dominada por la crisis de la deuda en Europa.

Sin embargo, en un reflejo de sus diferencias de estrategia, los presidentes y jefes de Estado del G-8 (Estados Unidos, Gran Bretaña, Canadá, Francia,  Alemania, Italia, Japón y Rusia), reunidos en la casa presidencial de Camp David, estado de Maryland, también reconocieron que «las medidas no son las mismas para cada uno de ellos».

Según AFP, el estadounidense Barack Obama, al exponer que la búsqueda del crecimiento económico y la lucha contra el déficit deben ir juntas, buscó una fórmula para satisfacer tanto a la canciller alemana Angela Merkel, partidaria de la austeridad, como al italiano Mario Monti y al estrenado presidente francés, Francois Hollande, quienes proclaman al crecimiento como una prioridad.

Grecia estuvo presente en las inquietudes de los reunidos, porque a la crisis económica se suma un bloqueo político tras el fracaso en formar gobierno luego de las  elecciones del 6 de mayo, que han obligado al país heleno a convocar a nuevos comicios para el 17 de junio, con la posibilidad de que entonces se produzca una salida de esa nación de la zona euro.

En el comunicado final se reflejó la propuesta de Hollande de que Grecia permanezca en la Eurozona, «cumpla con sus compromisos, y que sea apoyada, acompañada por Europa para estimular su crecimiento».

Durante la Cumbre, el G-8 se pronunció también sobre otros temas del espectro político de especial interés de Washington y otros miembros de la OTAN, en especial el programa nuclear de Irán y de la República Popular Democrática de Corea, además de las situaciones en Birmania y Siria.

Hubo advertencias para Irán, y respecto a Siria la formulación fue más vaga como reflejo de las diferencias con Rusia respecto a la situación en ese país árabe.

Entretanto, en Chicago se abre este domingo una cumbre de la OTAN, que desde hace 13 años no tenía como sede a Estados Unidos, y la administración Obama lleva a Afganistán como punto central, en busca de apoyo financiero.

Según EFE, para esta vigésimo quinta cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte se espera la participación de representantes de 62 países y varias organizaciones internacionales.

Las agencias también reportaron este sábado que tres activistas de los anti-OTAN detenidos el miércoles en allanamientos realizados por la policía fueron acusados de terrorismo por supuestamente planear un atentado contra el cuartel general de campaña del presidente Barack Obama en Chicago, durante manifestaciones contra la cumbre de la Alianza Atlántica.

Los abogados de las tres personas afirmaron que sus clientes son inocentes y víctimas de un montaje de la policía para desacreditar al movimiento de protesta y amedrentar a los manifestantes.

La policía de Chicago dispuso fuertes medidas de seguridad en el centro de  la ciudad en previsión de manifestaciones contra la cumbre, que sesionará este  domingo y el lunes.

Por su parte, Garry McCarthy, un alto funcionario policial, insistió en que no había  «amenazas inminentes», pero no quiso precisar si se habían producido otras  detenciones de gente presuntamente vinculada a los supuestos planes de atentados.

Los tres detenidos son Brian Church, de 22 años y originario de Fort Lauderdale (Florida), Jared Chase, 27 y nacido en Keene (New  Hampshire) y Brent Betterly, de 24 años y proveniente de Massachussets.

Desde hace seis días hay manifestaciones en Chicago y la policía reconoce haber detenido a 14 personas.

Entretanto, en Frankfurt, Alemania, sede del Banco Central Europeo, más de 20 000 personas protestaron contra los ajustes en Europa y las entidades financieras.

«Estos ciudadanos dicen hoy alto y claro en el centro bancario de Alemania: esta política de empobrecimiento en toda Europa no se lleva a cabo en nuestro nombre». Así se expresó el vocero del movimiento Blockupy, Roland Seuss, dijo ANSA.

Blockupy —comentó ANSA— sorprendió en los últimos días con sus movilizaciones ante el resurgir de la crisis, cuyas consecuencias son más evidentes en Irlanda, Grecia, Portugal y España.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.