Tokio y los Juegos Olímpicos de la tecnología

Aunque faltan dos años para la cita bajo los cinco aros en la capital de Japón, la expectativa por los avances tecnológicos que allí se verían va en aumento

Autor:

Yurisander Guevara

En menos de dos años los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 serán historia. Previstos entre el 24 de julio y el 9 de agosto, la cita bajo los cinco aros en la capital nipona mostrará nuevamente al mundo lo que más vale y brilla en el mundo del deporte.

Sin embargo, los Juegos de Tokio serán mucho más que eso. Estamos hablando de Japón, un país que, de solo mencionar su nombre, todo el mundo lo asocia con tecnología de punta.

Tanto es así que, aun cuando faltan 23 meses para la arrancada de la cita olímpica, mucha es la expectativa que levantan los Juegos desde el punto de vista de los avances tecnológicos que los nipones tendrán para mostrar al mundo.

Desde una lluvia de meteoritos artificial hasta una ciudad tomada por los robots, Tokio alista en grande sus Juegos Olímpicos. Por eso hoy compartimos con nuestros lectores algunas de las tecnologías que se esperan ver en acción en la mencionada justa.

Yo, robot

Desde el punto de vista ingenieril visitar la isla de Odaiba debe ser algo maravilloso. En Tokio, ciudad donde cada milímetro vale su peso en oro, el espacio se le gana al cielo, o al mar. Ese es el caso de Odaiba, un trozo de tierra en medio de la bahía, cuya construcción inició en 1850, aunque no sería hasta 1990 que ganaría notoriedad, luego de que allí se instalase una importante zona comercial, residencial y de ocio.

Odaiba se ubica cerca de la Villa Olímpica, y como se espera que la avalancha turística a Tokio crezca en los días de los Juegos, las autoridades indicaron que los visitantes contarán con la asistencia de robots.

El japonés es un idioma «que se las trae», así que contar con asistentes capaces de orientar al transeúnte será una gran ventaja. Los robots estarán encargados de dar instrucciones, consejos y hasta opciones de traslado a los turistas.

Traducción instantánea

Ya hablaba del idioma japonés y su dificultad, algo de lo que están conscientes los anfitriones olímpicos. Por eso Japón trabaja en un software (que actualmente cuenta con 27 idiomas) para poder auxiliar a los más de 200 países participantes en los Juegos.

Según CNN, junto a Panasonic se desarrollará una especie de collar donde un idioma será traducido al seleccionado por el usuario de forma instantánea.

Igualmente estaría disponible una aplicación, al estilo Google Translate, que sea capaz de traducir cualquier tipo de texto, desde señales del tránsito hasta menús en restaurantes. Aunque quizá nunca sepan cómo se dice, al menos los asistentes a Tokio 2020 sabrán qué dice cada cosa en la ciudad.

Un taxi solo… literalmente

Empresas como DeNA y ZMP trabajan con Nissan y Toyota para generar taxis sin chofer que puedan llevar a turistas y atletas de los hoteles al estadio. Reportes desde Tokio indican que ya se hacen pruebas, aunque por ahora trasladan a compradores de supermercados hacia sus hogares. Por el momento el resultado es satisfactorio.

Televisión en mega alta resolución

Si los Juegos Olímpicos de Río 2016 sirvieron de estreno a la televisión en resolución 4K (3 840 x 2 160 píxeles), en Tokio se espera que sirva de entrada a la 8K (7 680 x 4 320 píxeles). Se espera que para 2020 los primeros televisores 8K estén en el mercado japonés. Será esta una tecnología para quienes consuman los juegos desde casa, aunque quizá los estadios también cuenten con pantallas a estas resoluciones.

Gasolina de algas

Japón apuesta por la ecología y quiere que los Juegos no generen más contaminación en una ciudad que ya hoy tiene 13 millones de habitantes. Para ello alista un nuevo tipo de combustible derivado de las algas que estaría presente en los aviones de Japan Airlines y Al Nippon Airways.

Recordemos que durante los Juegos Olímpicos los vuelos se multiplican hacia el país que los acoge.  

También el hidrógeno

La villa olímpica en los Juegos de Tokio 2020 recibirá su energía a base de hidrógeno. Para ello las autoridades anunciaron la construcción de una planta valorada en 330 millones de dólares.

El hidrógeno estará presente también en unos 6 000 autos y cien guaguas, de acuerdo con los organizadores de los juegos, para transportar a atletas y la prensa que cubra el evento. No será, empero, algo coyuntural. Tokio quiere tener para 2025 más de 100 000 automóviles de hidrógeno y con ello disminuir de forma exponencial la contaminación.

Meteoritos «de mentira»

Japón trabaja para crear microsatélites capaces de transportar al espacio ciertos productos químicos para que, en la noche de la inauguración de los Juegos, sean liberados. Estos productos, de forma esférica, al entrar a la Tierra se transformarán en luces brillantes, lo cual simularía una lluvia de meteoritos. Estrellas para las estrellas del deporte. ¡Bella metáfora nipona!

Trenes todavía más rápidos

El país del sol naciente es famoso por su Shinkansen, la red ferroviaria de alta velocidad de los llamados trenes «bala». Para 2020 la ciudad de Tokio espera contar con el tren maglev, a base de levitación magnética, capaz de alcanzar velocidades de más de 600 kilómetros por hora.

Redes 5g

Será en 2020 cuando comience a desplegarse la quinta generación de redes móviles, conocida como 5G, todavía en pruebas. Los japoneses esperan tenerla montada para los Juegos Olímpicos y lograr así que no se congestionen las líneas.

Si ahora la web es muy audiovisual, en dos años lo será más, y tecnologías emergentes como la realidad aumentada y virtual quizá tengan más fuerza, especialmente en los dispositivos móviles. Tiene sentido entonces que los nipones se interesen por este servicio.

Tu cara en 0,3 segundos

Y si algo ha maravillado a todos por estos días es la noticia de que Tokio 2020 utilizará la tecnología de reconocimiento facial para el acceso a sus instalaciones.

No será para todo el público. Está pensada para atletas, prensa y jueces. El sistema, desarrollado por la empresa NEC, es capaz de reconocer al usuario en 0,3 segundos.

Los conocedores de Japón aplauden la medida, pues el verano allí es tan caluroso como en Cuba, y un medio que simplifique las medidas de seguridad para la entrada a las instalaciones evitará que muchos se achicharren bajo el sol de Tokio.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.