Comentan sobre lo bueno y lo malo de los huevos

Lo que es más probable que afecte la salud es cómo están preparados los huevos, así como los alimentos con los que se combinan, alertan los científicos

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON, septiembre 22.- La proteína en los huevos puede ayudar a desarrollar y mantener músculos, así como a disparar la sensación de saciedad, ambas cosas muy importantes para el control del peso, pero lo que es más probable que afecte a tu salud es cómo está preparado este alimento.

Primero que todo, son un alimento lleno de nutrientes. Contienen proteína de alta calidad, lo que implica que los huevos ofrecen los nueve aminoácidos esenciales que no pueden ser producidos por los humanos y por lo que deben provenir de nuestra dieta.

Los huevos son también una de las pocas fuentes de vitamina D y del nutriente colina, que puede ayudar a proteger contra defectos de nacimiento en los infantes. Contienen vitamina A, vitamina B12, riboflavina (B2) y el antioxidante selenio, así como luteína y zeaxantina, que ayudan a mantener nuestros ojos sanos.

Un estudio finlandés-norteamericano entre más de 1000 hombres concluyó que el consumo de huevo o el colesterol no están asociados con el incremento del riesgo de enfermedad coronaria arterial, aun en aquellos que están genéticamente predispuestos a experimentar ese efecto pernicioso en la sangre, según comenta la cadena CNN.

Lo que es más probable que afecte a su salud es cómo están preparados los huevos, así como los alimentos con los que los combines, señalan los científicos.  

Un huevo grande tiene 71 calorías y 2 gramos de grasa saturada, y un omelet hecho con espinacas y una yema también es una buena opción. Pero un plato de huevos con tocino y salsa holandesa tiene cerca de 800 calorías y 26 gramos de grasa saturada.

Aunque los huevos orgánicos pasteurizados son unos de los alimentos más saludables que se puede comer, lo mejor será evitar los huevos con omega-3, que por lo general provienen de gallinas que son alimentadas con fuentes de grasas de muy baja calidad que ya están oxidadas. También es mejor comer sus huevos crudos o ligeramente cocidos, ya que la cocción oxidará el colesterol.

Otra advertencia es que algunos huevos frescos, aun los que tienen cáscaras limpias sin rajaduras, pueden contener bacterias llamadas salmonella, que causan enfermedades transmitidas por alimentos, indicó la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos.

Siéntete libre de disfrutar los huevos, pero cuida con qué los comes. Y balancéalos con otros alimentos saludables ricos en fibra como las frutas, vegetales y granos, recomienda la experta nutricionista Lisa Dryer.

Aunque en los supermercados no los encontramos en zonas refrigeradas, una vez que los compramos lo recomendable es guardarlos en el frigorífico para conservarlos frescos y con todas sus propiedades, dice Dryer.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.