Javier Dueñas

Frente al espejo

Orientar con buena cara

«Soy estudiante universitaria y pienso que estos temas deberían abordarse más en las escuelas, ya sean preuniversitarios, secundarias, universidades y primarias (Partos en flor, Agnerys Rodríguez Gavilán, 31 de octubre). Aunque hay muy bajas cifras, existen adolescentes que han iniciado su vida sexual a muy temprana edad… En muchos centros educacionales todavía hay quienes nos miran, a aquellos que queremos saber, con mala cara. Simplemente dicen que es lo único en lo que pensamos, mas al parecer no entienden que si no pensamos en una planificación familiar responsable todo lo demás sale mal. Vivimos en un país con plena libertad de expresión y lo que no sabemos tenemos el derecho de preguntarlo, no para que nos miren con mala cara sino para que nos orienten. La mejor manera de educar es entendiendo y poniéndose en el lugar de la otra persona. Me resulta muy interesante, además, que se tome este medio de comunicación nacional para exponer el tema. Es otra contribución a que seamos personas preparadas». (Yaritza Furé Blanco)

«Hace muy poco comencé a leer la página de sexualidad y me encanta, sobre todo por la interacción que se produce con los foristas en la versión digital y las diversas opiniones y consejos que dan. Respecto al tema en cuestión (La amistad hay que defenderla, Mileyda Menéndez Dávila, página temática Sexo sentido, sábado 26 de octubre), sí creo que un hombre y una mujer pueden ser amigos, lo que pasa que a veces se compenetran tanto que puede pasar que uno de los dos termine enamorado del otro. A mí me sucedió y se lo tuve que confesar a mi amigo, pero todo quedó ahí. Seguimos siendo amigos aunque han pasado unos cuantos años de mi confesión y todavía se me acelera el pulso cuando lo veo o tengo noticias de él». (Leydi)

«Mi hermana estuvo por dos años en Venezuela y realmente es increíble lo que uno puede vivir en ese tiempo (Por primera vez, Osviel Castro Medel, 31 de octubre). Para nosotros ella era la niña de la casa, nada buena en administración del hogar, y regresó como una mujer capaz de defenderse bien en cualquier labor. Realmente ella creció con esa misión, y no me refiero al tamaño». (La Cubana)

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Opinión Gráfica