Extremar los cuidados alarga la vida de su refrigerador - Cuba

Extremar los cuidados alarga la vida de su refrigerador

JR propone algunos consejos para un mejor cuidado de los equipos que han recibido los cubanos en sus comunidades

Autor:

Juventud Rebelde

Advertencias de seguridad

Cuando reciba el refrigerador en su hogar, primeramente y en presencia del trabajador social, el equipo debe ser desempacado y retirársele cuidadosamente las cintas adhesivas y protecciones de poliespuma que contiene, así como limpiarlo con un paño humedecido por dentro y por fuera. En los modelos HAIER HRF-183E y HRF-250E, no retire la bandeja de evaporación que se encuentra encima del compresor; su función es recolectar el agua que se condensa en la cámara de refrigeración, la cual refresca al compresor y se evapora con su funcionamiento. Esta operación es automática. Para que se estabilice el fluido frigorígeno y se eviten averías de funcionamiento, debe esperar como mínimo 6 horas antes de conectar su refrigerador a la corriente y hacerlo en una conexión individual en la pared con un voltaje de 110 volt. No exponga el refrigerador a la luz del sol directamente. Tampoco cerca de cualquier fuente de calor como cocina, horno o calentador; de ser necesario, revise que haya suficiente distancia entre estos equipos para evitar la entrada de aire caliente en el momento de la apertura de la puerta del refrigerador. Ubicar el refrigerador en un el lugar ventilado y seco a una distancia de 10 cm a ambos lados de la pared y de su parte trasera para que circule el aire. Control de la temperatura por el termostato

Al establecer la temperatura de su refrigerador, usted debe considerar tres aspectos: primeramente la temperatura del medio ambiente; en segundo lugar, la cantidad de alimentos que va a almacenar y por último la frecuencia de apertura de la puerta, así podrá ajustar la temperatura a sus necesidades.

Al utilizar correctamente el termostato, no solo AHORRA energía eléctrica, sino que alarga la vida útil del compresor.

El clima de Cuba se caracteriza por tener alta humedad y alta temperatura; estas particularidades nos sugieren poner el termostato en las siguientes posiciones:

Cuanto mayor sea la posición del número del termostato (5-7), será más baja la temperatura en el interior del refrigerador, estará más tiempo funcionando el compresor y será mayor el consumo de energía eléctrica. Esto puede provocar condensación interior y exterior en el equipo, como fenómenos normales en estas circunstancias.

Durante el funcionamiento del compresor se producen ruidos cuando el equipo está conectado porque el motor está en marcha y por la circulación del fluido frigorígeno en el sistema de refrigeración. Tales ruidos son normales y no constituyen averías.

Atención NO debe descongelar con equipos eléctricos, si no causaría la deformación y/o rajaduras de las piezas plásticas. Los alimentos que están pegados al congelador debe sacarlos después de la descongelación, NO a la fuerza ni con objetos duros, pues causaría daños en el congelador. Cuide que NO llegue agua de descongelación a las piezas conductoras de corriente y que salga sin dificultades por la apertura de salida. En los modelos HAIER HRF-183E y HRF-250E, las perlas de escarcha que se forman y desaparecen como agua en la parte trasera de la cámara de refrigeración, NO constituyen una avería de su refrigerador, sino parte de su proceso automático de funcionamiento. En los modelos que tengan el condensador ubicado en la parte posterior del refrigerador debe realizarse la limpieza de polvo y pelusa con un cepillo suave. NO debe colgar ningún objeto en esta área. Almacenaje de productos en el refrigerador Conserve los alimentos en recipientes con tapas o cubiertos con bolsas plásticas para que no provoquen condensación interior (especialmente en la parte superior); evite goteo, que los alimentos se sequen y la emisión de olores. La parte trasera y superior de la cámara de refrigeración es la zona más fría del interior del refrigerador, por eso NO deben ponerse los alimentos cercanos a estas áreas porque pueden adherirse a ellas por congelación. Que los alimentos y líquidos calientes se refresquen y enfríen antes de guardarlos en su refrigerador. Esto evita el uso innecesario de energía. Apertura de la puerta Cuando se abre la puerta con mucha frecuencia, el aire caliente y la humedad característicos de nuestro clima penetrarán en el refrigerador constantemente y condensará en las partes altas y las de más bajas temperaturas del espacio interior de su refrigerador, provocando goteo. Se recomienda no abrir la puerta innecesariamente ni con demasiado ángulo, así como disminuir el tiempo de apertura de la misma para evitar que se caliente el espacio interior del equipo; de este modo evita el continuo goteo y ahorra energía. Una vez cerrada la puerta del refrigerador, se recomienda esperar 3 minutos antes de abrirla nuevamente para que se igualen las presiones de la junta y no le haga resistencia; esto se debe a la alta hermeticidad que se logra en el cierre. La mala manipulación en la apertura de la puerta causa frecuentes roturas y desmontajes de la junta. Se recomienda emplear las agarraderas diseñadas para abrir la puerta y así la fuerza ejercida sobre ella se distribuye de manera homogénea. Descongelación y limpieza Limpiar periódicamente su refrigerador para evitar la acumulación de partículas de alimentos. Se recomienda limpiar el espacio interior de la cámara de refrigeración cuando hay derramamiento de alimentos. Limpiar el congelador cuando el hielo alcance los 5 mm. Es normal que se formen capas de escarcha y de hielo en su interior, pero a partir de un determinado grosor estas capas actúan como aislante y reducen el suministro de potencia frigorífica. El congelador no se descongela automáticamente; debe desconectar el equipo de la corriente, sacar todos los alimentos y luego recoger de manera continua el agua de la descongelación con un paño o esponja. En el modelo HAIER HSE-08WNAWW se extrae el agua acumulada en la gaveta recolectora. Limpiar toda la superficie interna y externa del refrigerador de forma manual con un paño limpio y húmedo hasta cerciorarse de que no queden restos de agua ni de alimentos. Esta operación no debe hacerse con detergentes ni disolventes químicos. La junta debe limpiarse con un paño humedecido y agua tibia.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.