Cuba derrota a Serbia en Liga Mundial de voleibol

Los serbios terminaron cediendo en cuatro sets ante la escuadra cubana con parciales de 25-20, 16-25, 19-25 y 23-25. Mientras, las féminas perdieron frente a Brasil en la continuación del Grand Prix

Autor:

Raiko Martín

Kaliningrado.— Llegó el equipo ruso a mitad de partido. Jugaban Serbia y Cuba en la sala Yartany de esta ciudad su duelo correspondiente al tercer tramo de la fase clasificatoria en la presente Liga Mundial, y los anfitriones no podían disimular el asombro.

Tal vez esperaban encontrar al equipo cubano al borde de la derrota. Puede ser. Pero lo cierto es que las caras en el grupo de los vigentes campeones nunca cambiaron. Era difícil digerir que los serbios terminaran cediendo en cuatro sets con parciales de 25-20, 16-25, 19-25 y 23-25.

Medio mundo esperaba que, con el regreso de Kovacevic, Nikic, Podrascani y compañía, los dirigidos por Igor Kolakovic podían asaltar la cima del grupo A. Mas fue el propio estratega serbio el primero en reconocer que ni con sus mejores hombres sobre la cancha el equipo le acaba de funcionar.

Los europeos cometieron muchos deslices —¡21 errores solo con el saque!—, pero el gran mérito de todo el partido corresponde a esta rediseñada escuadra cubana, pues supo recuperarse de un tibio comienzo, capitalizar todas sus oportunidades y sumar tres puntos de extrema importancia.

Otra vez disertó el capitán Wilfredo León y en gran medida sus 22 puntos establecieron la diferencia. Mientras, Bell creció con el partido hasta marcar 11 unidades, Isbel Mesa firmó cuatro bloqueos entre sus 12 rayitas, y sin llegar a la extraordinaria forma mostrada en Santo Domingo hace una semana, Cepeda contribuyó con nueve cartones.

Sin embargo, fuera de las estadísticas más notables quedaron esos saques dirigidos de Yoandri Díaz que desestabilizaron a la formación rival. O los de Liam Sen Estrada, llamado en momentos claves para lanzar esas serpentinas de recorrido indescifrable que también crearon estragos en la recepción de los serbios.

En definitiva, esa fue la táctica planteada. Hacer todo el daño posible desde la línea de servicio y «pararse bonito» en el bloqueo. Y ahí están esos diez diques que frenaron a hombres de probado peligro.

Tales desempeños dejaron satisfecho al técnico Orlando Samuels, quien lejos de regodearse con el desenlace, advirtió que el equipo no logró alcanzar el nivel demostrado en sus más recientes presentaciones. «Para ganarle a este equipo ruso será necesario jugar mucho mejor», sentenció.

Los locales, también reforzados ahora con varias de sus mejores figuras, se estrenaron aquí con una barrida frente a un equipo japonés que hoy no debe —si se cumple la lógica— cortar el buen paso de los cubanos.

A camiseta quitada

Aun con el sabor de la derrota, no deja de sorprender la actuación de la escuadra femenina cubana de voleibol, que este viernes cedió frente a Brasil en la ciudad china de Luohe, durante la continuación del presente Grand Prix.

Las cubanitas capitularon luego de luchar durante cinco sets (29-31, 25-18, 25-19, 24-26 y 15-8) frente a encumbradas figuras como Jaqueline Carvalho, Sheila Castro o Thaisa Menezes.

Yoana Palacios fue la máxima anotadora en las filas cubanas con 21 puntos, mientras Ana Yilian Cleger y Yanelis Santos aportaban 13 y 12 unidades, respectivamente.

Hoy, las dirigidas por Juan Carlos Gala tienen otro difícil compromiso frente a las locales, quienes no han cedido en lo que va de torneo.

 

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.