Decreta la guerrilla cese operativo militar

Política de desarrollo agrario integral, primer punto de la agenda

Autores:

Yailé Balloqui Bonzón
Marina Menéndez Quintero

El Secretariado del Estado Mayor Central de las FARC-EP (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo) decretó el cese de toda clase de operaciones militares ofensivas contra la fuerza pública y los actos de sabotaje como «contribución decidida a fortalecer el clima de entendimiento necesario, para que las partes que inician el diálogo alcancen el propósito deseado por todos los colombianos»: acordar un verdadero tratado de paz que ponga fin al conflicto social y armado.

La medida, amplía el texto con fecha de este lunes y suscrito en las montañas de Colombia, estará vigente entre las 00:00 horas del 20 de noviembre de 2012 hasta las 00:00 horas del 20 de enero de 2013, anuncia el comunicado, dado a conocer por el Comandante guerrillero Iván Márquez a su llegada al Palacio de Convenciones de La Habana, donde tienen lugar las conversaciones.

Momentos antes hizo su entrada al recinto la delegación del Gobierno de Juan Manuel Santos, encabezada por Humberto de la Calle, jefe del equipo negociador, e integrada además por Sergio Jaramillo, alto comisionado para la paz en Colombia, y su antecesor, Frank Pearl; el General en retiro Jorge Enrique Mora, y Luis Carlos Villegas, así como Jaime Avendaño, Alejandro Eder, Ricardo Santamaría, Elena Ambrosi y Lucía Jaramillo. Integra también la delegación del gobierno el General Oscar Naranjo, quien aún no ha llegado a La Habana.

A su partida hacia La Habana la víspera, De la Calle manifestó la voluntad de «avanzar», y afirmó que «la sociedad en su conjunto podrá participar con propuestas concretas que nutran la discusión de los cinco puntos de la agenda, a través de una página web y de otros mecanismos que se darán a conocer en el transcurso de los próximos días», según reportó el diario colombiano El Tiempo.

Por la guerrilla acudieron junto a Márquez a la mesa negociadora este lunes, Ricardo Téllez, Andrés París, Jesús Santrich, Marco León Calarcá, Alexandra Nariño, Bernardo Salcedo y Yuri Camargo. Y como anunció la guerrilla, estuvo también la presencia simbólica del comandante Simón Trinidad, preso en EE.UU., y cuya figura a relieve era portada por la delegación

El diálogo se inicia con el tema Política de desarrollo agrario integral, que incluye el análisis acerca del acceso y uso de la tierra, las tierras improductivas y formalización de la propiedad, entre otros aspectos.

Le sigue en el temario la Participación política, un asunto que pasa por los derechos y garantías para el ejercicio de la oposición política en general y, en particular, para los nuevos movimientos que surjan luego de la firma del Acuerdo Final, según reza el denominado Acuerdo General para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera, suscrito por las partes el 26 de agosto de este año, en La Habana.

Fin del conflicto será el punto número tres que aborden los representantes del Gobierno y las FARC-EP, presentado como un cese al fuego y de hostilidades definitivo.

La solución al problema de las drogas ilícitas es el cuarto acápite que estará sobre la mesa, donde se analizarán programas de sustitución de cultivos de uso ilícito y la conformación de planes integrales de desarrollo con participación de las comunidades, así como la solución del fenómeno de la producción y comercialización de narcóticos.

Por último, aparece en la agenda el punto Víctimas, en torno al cual se analizarán aspectos como los derechos humanos de las víctimas y la verdad.

Las conversaciones se instalaron formalmente en Oslo, Noruega, el 18 de octubre y, a tenor con lo pactado por las partes tendrán su sede principal en La Habana, aunque la Mesa podrá hacer reuniones en otros países. Cuba y Noruega fungen como garantes del proceso, que es acompañado por Venezuela y Chile.

En declaraciones recientes, el presidente colombiano Juan Manuel Santos reconoció el apoyo que Cuba brinda al proceso de paz junto a Noruega, y agradeció a la Isla el hecho de ser anfitriona del diálogo, así como su ayuda «para estas concertaciones».

«La forma como Cuba ha colaborado merece el reconocimiento nuestro, la gratitud nuestra», expresó.

Fotos Relacionadas:

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.