¿El fin de la Odisea económica griega?

Cesa el rescate financiero en la nación europea, pero permanecerán algunas medidas de austeridad

Autor:

Juventud Rebelde

Ítaca, Grecia, agosto 21.— «La Odisea moderna que nuestro país ha atravesado desde 2010 ha tocado fin», dijo este martes, desde la mítica patria de Ulises (Odiseo), el primer ministro griego, Alexis Tsipras, al anunciar el fin del plan de ayuda financiera que sumó a la nación helénica en la mayor austeridad.

El Primer Ministro se mostró convencido al anunciar que «un nuevo día ha llegado, un día histórico (...) el del final de las políticas de austeridad y de la recesión», resaltó AFP.

Tras ocho años de austeridad bajo la tutela de sus acreedores, la Unión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional, Grecia salió el lunes oficialmente del último de los estrictos planes de rescate que regulan su economía desde 2010, aunque siguen vigentes reformas y medidas de austeridad de un alto costo social.

Tsipras recordó desde la mitológica isla de Ítaca las vicisitudes que se han debido pasar, «cosas impensables para un país en tiempos de paz», sentenció, se perdió el 25 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), cuando una de cada tres personas quedó sin trabajo.

Por demás, la democracia fue restringida, banqueros se convirtieron en primeros ministros y ministros en banqueros, y las bandas fascistas reaparecieron en la calle tras 60 años, agregó.

El líder de Syriza no dio pistas sobre sus próximos planes políticos, aunque adelantó que en la nueva planificación del país habrá que actuar con prudencia, citó PL.

Sin embargo, aunque Tsipras habla del fin de la Odisea, evaluaciones realizadas por economistas e institutos de investigación alemanes resaltan dudas sobre el resurgir económico griego.

Para la Confederación de Industriales Alemanes, la salida del programa de rescate europeo supone que el país vuelve a ser interesante para inversiones. Fueron ocho años de apuntalamiento europeo (289 000 millones de euros) y de reformas estructurales. El PIB griego creció 1,4 por ciento en 2017, mientras aumentó el consumo, pero bajó el nivel de exportaciones.

En lo referente al consumo, este es uno de los principales problemas de Grecia, pues sus habitantes consumen 107 por ciento de sus ingresos. Ello significa un décimo tercer año consecutivo que viven por encima de su poder adquisitivo real.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.