Rigor científico en red

La Red de la Ciencia en Cuba busca sociabilizar el conocimiento y elevar la cultura científico-técnica mediante un sistema que aglutina más de 700 sitios web

Autor:

Yurisander Guevara

En los años 90 del pasado siglo la Empresa de Tecnologías de la Información y Servicios Telemáticos Avanzados (Citmatel), comenzó a implementar una infraestructura tras la llegada de Internet a Cuba que se convertiría en la base de la Red de la Ciencia.

Este espacio digital comenzó a acumular conocimiento desde el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medioambiente (Citma), contó a Juventud Rebelde Elena Grimany, directora de operaciones y servicios territoriales de Citmatel.

Por tal motivo en 2005 el Ministerio decide impulsar el proyecto no solo desde la infraestructura y la conectividad, sino a través de servicios que utilizasen la información científica disponible en Cuba.

Al mismo tiempo, prosiguió Grimany, se amplió la conectividad de los centros científicos del país —o vinculados a esta actividad— y de su personal. Así, ya son más de 140 las instituciones conectadas y que aglutinan a unas 40 000 personas, detalló la funcionaria.

En este período, destacó, se lanzó el portal de la Red de la Ciencia en el año 2006, disponible en la dirección www.redciencia.cu, el cual cuenta con numerosos servicios respaldados con un centro de datos que el Citma ha mejorado en aras de que sea capaz de soportar su siempre creciente base de datos.

Durante los ocho años de creada ha obtenido importantes reconocimientos nacionales a internacionales. En 2014, por ejemplo, la Red de la Ciencia fue condecorada con la distinción Calidad web, y ostenta desde el 2007 el premio de e-ciencia en el concurso World Summit Award, asociado a la Cumbre Mundial para la Sociedad de la Información. Estos lauros distinguen un espacio que brinda acceso a 768 sitios de instituciones, proyectos y servicios.

Un portal multidisciplinario

La palabra ciencia es un sustantivo que se utiliza de forma genérica para las distintas ramas del saber humano, en especial las que tienen al mundo físico o la tecnología como materias de estudio. Sin embargo, no se excluyen otras como las sociales.

Un portal en Internet que pretenda recoger todo este caudal de conocimientos no puede ser menos que gigantesco, por definirlo de forma simple. Ese es el caso de la Red de la Ciencia en Cuba, que ha capitalizado el acervo científico nacional.

Según comentó Isabel Daudinot, webmáster del portal web administrado desde Citmatel, el sitio abarca 14 categorías para las diferentes ramas de la ciencia. Agricultura, biotecnología, ciencias de la información, del mar, de la tierra y el espacio, económicas y exactas, son algunas de las especialidades que en la red cuentan con sitios institucionales y amplia información sobre su quehacer.

Aglutina además contenidos de las instituciones de ciencia e información tecnológica del país, de asociaciones científicas y centros con resultados relevantes y avalados en lo que hacen, explicó Daudinot.

Los contenidos se subdividen en sitios web, aplicaciones, bases de datos, normas y patentes, videos, tesis de grado, investigaciones bibliográficas y premios, entre otros, detalló.

El portal prioriza la información científica de corte nacional, una vía para dar a conocer los avances de Cuba en las diferentes áreas, subrayó.

La especialista destacó que entre los principales servicios que brinda la red destaca la biblioteca virtual de la ciencia, un espacio con más de 80 terabytes —80 000 gigabytes— de información. Allí se recogen revistas, libros y tesis científicas totalmente avaladas y certificadas por el Citma y sus instituciones.

Sin embargo, no es la única. Posee también la Biblioteca Digital Cubana de Geociencias —con énfasis en geología y geofísica y minería—, la cual compila todos los artículos de esta materia relacionados con el país desde el año 1535.

También cuenta la Red de la Ciencia con una universidad virtual en la que se imparten cursos a la distancia de un clic para estudiantes cubanos y extranjeros. Explicó Daudinot que desde el sitio www.cursosenlinea.cu los interesados pueden acceder a un amplio catálogo de materias para su superación. En el caso de los estudiantes cubanos, acotó, pueden matricular desde la web o personándose en las sedes territoriales de Citmatel.

De la mapoteca al fórum de Ciencia y Técnica

Dentro de la Red de la Ciencia destaca un servicio muy especial: la Mapoteca digital (mapas.redciencia.cu).

Se trata de un proyecto en línea desarrollado por el Instituto de Geografía Tropical y Citmatel, con mapas temáticos de Cuba.

El portal promociona además los eventos científicos que se realizan en el país, espacio que según Daudinot es muy demandado, principalmente desde el extranjero.

Posee la Red de la Ciencia un servicio de publicaciones, boletines y revistas, que antes de la creación del portal se distribuían en la intranet de las instituciones.

Daudinot comentó asimismo sobre el servicio de consultas médicas que brinda la red, encauzado a través de preguntas y respuestas frecuentes acerca de centenares de padecimientos. Subrayó que estas interrogantes son resueltas por especialistas médicos y sirven como ayuda ante síntomas que puedan ser sufridos por los usuarios.

La especialista web se refirió además al sitio de resultados de la ciencia en Cuba, contenido en el portal (resultados.redciencia.cu). «Es un sitio abarcador con una muy buena reseña del desarrollo de la ciencia nacional desde sus inicios hasta la actualidad, el cual posee información de científicos relevantes y sus obras, así como una base de datos de 668 mujeres creadoras», explicó.

Cuenta este sitio, además, con una base de datos con todas las patentes e invenciones cubanas registradas —la cual puede consultar en caso de que tenga una idea científicamente genial—, y brinda acceso a resultados de programas creados en el país.

En la red están disponibles también todos los cursos de ciencia transmitidos a través del programa Universidad para todos, cuyos tabloides se pueden descargar.

Otro apartado importante es el dedicado al Fórum de Ciencia y Técnica, un sitio que contiene información documental de un evento iniciado en 1981 bajo el nombre de Fórum de Piezas de Repuesto, por iniciativa del Comandante en Jefe Fidel Castro.

Retomando una idea del inicio de este reportaje podemos afirmar que, efectivamente, la Red de la Ciencia en Cuba es un sitio digital gigantesco. «Muchos hoy desconocen su existencia, y tienen en ella un caudal de información avalada y certificada para explotar», recalcó Daudinot.

Hoy el portal se encuentra en una nueva fase de desarrollo, donde se contemplan más aplicaciones y un diseño renovado que sea adaptable a todos los formatos, adelantó la especialista.

«La Red de la Ciencia es fundamental en Cuba. No solo está dirigida a los científicos, sino a cualquier persona que se interese por estos temas. Desde su creación se ha propuesto elevar la cultura científica y del uso de las Nuevas Tecnologías por parte de la población. Aspiramos a continuar con su socialización para que sea más conocida y se use de forma más provechosa», sentenció Daudinot.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.