Lula iniciará nuevo mandato con el apoyo de al menos 16 gobernadores

De los ocho gobernadores opositores, existen tres que se eligieron con el rótulo de independientes, por lo que es posible que terminen apoyando a Lula

Autor:

Juventud Rebelde

Lula es vitoreado a su regreso a Brasilia. Foto: AP

BRASILIA, octubre 30.— El reelecto presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, iniciará su nuevo mandato con una correlación de fuerzas a su favor en los estados, en los cuales contará con el apoyo de 16 de los 27 gobernadores.

De los ocho gobernadores opositores, existen tres que se eligieron con el rótulo de independientes, por lo que es posible que terminen apoyando a Lula y ello permitiría sumar 19 unidades administrativas a los planes federales, dice PL.

Sin embargo, Lula manifestó que la elección terminó y con ello los enfrentamientos con la oposición y se espera que al igual que hará con los partidos políticos, se reúna con los gobernadores para mantener un diálogo y buenas relaciones de colaboración. El presidente de Brasil afirmó, además, que su país redoblará esfuerzos a favor de la integración regional y para el fortalecimiento del Mercado Común del Sur (MERCOSUR), apunta Xinhua. En un primer pronunciamiento tras su reelección el domingo, Da Silva dijo en declaraciones difundidas por la prensa que desea hacer del MERCOSUR un representante de toda América Latina.

Lula intentará buscar especialmente una buena relación con los gobernadores socialdemócratas José Serra (Sao Paulo) y Aécio Neves (Minas Gerais) porque son políticos que entienden de diálogo y comandan los dos estados más desarrollados. Otra socialdemócrata que se ha manifestado favorable a un acercamiento a Lula es la gobernadora de Río Grande do Sul, Yeda Crusius, que además hereda un estado muy endeudado y necesitará de buenas relaciones con la presidencia.

Los gobernadores más aliados a la presidencia son Jacques Warner (Bahía), Marcelo Déda (Serguipe), Sergio Cabral (Río de Janeiro), Eduardo Campos (Pernambuco) y Cid Gómes (Ceará). Además, con la elección de Ana Julia Carepa como gobernadora de Pará, el Partido de los Trabajadores controla cinco estados (Bahía, Sergipe, Piauí, Acre y Pará). El mayor aliado de Lula en el próximo mandato, el Partido Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), venció en siete estados. El apoyo de los gobernadores será importante cuando Lula lleve al Congreso reformas constitucionales, culmina PL.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.